Archivo de la categoría: Asociación Española de Pediatría

“La investigación pediátrica está adquiriendo cada vez más un mayor reconocimiento”

Entrevista a la Dra. María José Mellado, presidenta de la Asociación Española de Pediatría (AEP), organizador con Amife de la jornada “Enamorados de la Investigación Pediátrica”.

Pregunta (P.). ¿Por qué AMIFE y AEP organizan la jornada Enamorados de la Investigación Pediátrica en el Hospital Universitario La Paz?

Respuesta (R.). Creo que este año han confluido multitud de factores por los cuales celebrar la jornada en el Hospital La Paz. La Asociación Médica de la Industria Farmacéutica (AMIFE) se puso contacto con el Hospital Universitario La Paz solicitando celebrar la jornada y conmigo como Jefe de Servicio de Pediatría hospitalaria, Enfermedades Infecciosas y Tropicales y con la Jefe de Sección, la doctora doctora Cristina Calvo, tanto por el peso de nuestro Instituto de Investigación IDIPAZ, como por la trayectoria investigadora de nuestro Servicio en Ensayos Clínicos, uno de los promotores de la red  española de ensayos clínicos pediátricos (RECLIP). Además, ambas tenemos una trayectoria personal muy ligada a la investigación pediátrica y actualmente somos coordinadoras de redes de investigación pediátricas internacionales (European Pediatric traslatinal Research Infrastructures-EPTRI) y nacionales (Red de investigación traslacional en Infectología pediátrica-RITIP).

Por si esto no fuera suficiente, yo tengo el honor de ser presidente de la AEP y la doctora Calvo es la una de las coordinadoras de la nueva Plataforma de investigación de la AEP ( INVEST-AEP), por lo que, como no puede ser de otra manera, la AEP apoya esta reunión y la respalda, entendiendo que es un evento de gran impacto en investigación pediátrica, y siguiendo una de sus líneas estratégicas prioritarias.

La inauguración de la jornada será a cargo de un representante del SERMAS en Investigación, el director médico del Instituto de investigación IDIPAZ, el gerente del Hospital Infantil La Paz, un representante de AMIFE y la presidente de la AEP, lo que da una idea del peso investigador de esta jornada pediátrica.

 P. El programa de la Jornada toca los aspectos más importantes de la actualidad de la Investigación Pediátrica, pero ¿qué temas destacaría?

R. Hay numerosos aspectos que me gustaría destacar. En primer lugar y en términos generales, es reseñable que los temas que se abordarán pondrán de relieve dónde estamos y cuál es el horizonte de la investigación pediátrica en nuestro país. Merece la pena subrayar la necesidad de fomentar a todos los niveles la investigación pediátrica en España. Otro de los aspectos más relevantes, es el relacionado con la importancia de la investigación desde el punto de vista de los investigadores a pie de cama.

Que formen parte de la jornada las agencias reguladoras a través de la participación de pediatras representantes tanto del Grupo de expertos pediátricos de la AEMPS (PDCO-AEMPS) como del Grupo de expertos pediátricos de la Agencia Europea del Medicamento (PDCO-EMA).

Es reseñable que todos los pediatras que están interviniendo en la Jornada están directamente implicados como investigadores y en los comités directivos de redes internacionales y nacionales de investigación pediátrica con gran impacto por sus progresos en la traslación a la clínica (C4C, EPTRI-H2020, PENTA, TRASPLANCHILD, ITCC, RECLIP, SAMID, RITIP).

Incluir en estas jornadas el enriquecedor punto de vista de las asociaciones de pacientes es otro aspecto primordial. Y finalmente, el que se organice una mesa de debate con todos los agentes implicados en la investigación infantil: la industria farmacéutica, los comités de ética e investigación clínica, las sociedades científicas, y las asociaciones de pacientes, aportará un punto de vista multidisciplinar sobre la investigación pediátrica en España realmente útil.

 P. ¿Considera usted que todavía la investigación pediátrica está infravalorada por la comunidad científica?

R. La investigación pediátrica está adquiriendo cada vez más un mayor reconocimiento, a lo que sin duda contribuyen jornadas como esta o el incremento de las publicaciones científicas pediátricas. Sin embargo, debemos reconocer que todavía no estamos en los mismos parámetros que la investigación en adultos en nuestro país.

Este es un problema y una responsabilidad de todos, empezando por las Instituciones responsables de fomentar y sustentar la investigación y que aún no tienen desarrollados marcos específicos que contemplen las ayudas y el reconocimiento a investigaciones con “poblaciones vulnerables”, con “tamaños muestrales muy reducidos” y con “peculiaridades muy específicas en el desarrollo farmacéuticos en los niños”. Por ello, hoy por hoy, no podemos competir en igualdad de condiciones con los adultos, y la idea es trasmitir a los responsables que ha de crearse un marco específico para la investigación pediátrica, que lejos de compararla con las investigaciones en adultos, impulse de forma independiente, y financie la investigación pediátrica.

 P. Todavía no hay suficientes medicamentos pediátricos. ¿Considera que esta situación está cambiando?

R. La legislación de la EMA propuso hace unos años que los estudios de los nuevos fármacos, para tener una aprobación, deberían realizar una fase pediátrica obligada antes de ser presentados para su comercialización. Este apartado se está cumpliendo solo en parte y solo en algunas poblaciones, habitualmente en la de niños mayores, sin embargo, la generalización de esta normativa y la inclusión de niños en edades tempranas (en especial lactantes y recién nacidos) es muy preliminar y exige mucho esfuerzo por parte de los investigadores pediátricos que deberemos realizar junto con la Industria farmacéutica, agencias reguladoras y los organismos responsables para poder conseguirlo.

 P.- Qué papel están desempeñando los pacientes y sus familias en el impulso de la Investigación Pediátrica.

R. La inclusión de las asociaciones de pacientes en las jornadas científicas es fundamental a nivel social, institucional y político, que muchas veces se materializa en que la sociedad vea representado un problema con un ejemplo tangible. Ayudan a entender cuál es la situación real de pacientes que no tienen aún solución terapéutica o que no se han podido beneficiar de actuaciones profilácticas por un planteamiento inadecuado de los recursos disponibles o, simplemente, de como pueden vivir estas familias y los niños con un problema de gran envergadura y en numerosas ocasiones, crónico. La fuerza que pueden implementar las asociaciones de pacientes en cuanto al empuje de la investigación está cada vez más presente en todos los aspectos de la investigación y el progreso en la Pediatría.